Frases impasibles con ergativo, más difíciles de procesar

2019/11/11 Galarraga Aiestaran, Ana - Elhuyar Zientzia Iturria: Elhuyar aldizkaria

Para medir el procesamiento se ha utilizado la metodología ERP. Ed. CIL

El procesamiento de frases impermeables con ergativo es más difícil en el cerebro que en las que no tienen ergativo. En las lenguas circundantes ocurre lo contrario. Así lo ha demostrado el lingüista Gillen Martínez de la Hidalga Malla y sus compañeros, por primera vez utilizando la metodología ERP (event related potential, es decir, el potencial asociado a los hechos).

Martínez de la Hidalga está realizando su tesis bajo la dirección de la catedrática Itziar Laka Mugarza y la doctora Adam Zawiszewski. Explica que han querido comparar dos tipos de frases. Por un lado hay frases efímeras (con un autor y un tema, como Miren ha visto a Jon) y por otro, intransitables. Estos últimos tienen dos tipos de marcado en euskera:Mikel ha caído y Mikel ha sufrido (ergativo) un ejemplo de cada uno.

En otras lenguas cercanas, como el inglés y el castellano, no hay distinción en frases intransitables, Mikel permanece igual en ambos casos. Por lo tanto, normalmente se han metido en el mismo saco, pero algunos lingüistas los clasifican en dos.

Técnicamente se denominan no acusativas y no ergativas. En los primeros el argumento principal es el tema, no el autor (ha caído Mikel), y en otras ocasiones destaca el autor (ha sufrido Mikel).

En muchas lenguas se ha visto que las frases no acusativas son más difíciles de procesar que otras. Hasta la fecha, sin embargo, no se realizó ningún estudio de este tipo en euskera, siendo el grupo de Martínez de la Hidalga el primero. Además, por primera vez se ha utilizado la metodología ERP.

"Normalmente, para medir el procesamiento se han utilizado lecturas de tiempo, por ejemplo, cuánto tiempo se tarda en leer un tipo de frase y otro. O dónde los ojos ponen la atención en el autor o en el tema. También se ha utilizado la activación que producen en el cerebro, pero nosotros hemos sido los primeros en estudiar el procesamiento de estos predicados en el cerebro", ha explicado Martínez de la Hidalga.

Euskera Desfavorable

En la investigación han demostrado que en euskera se produce lo contrario de lo que han visto en otras lenguas. Es decir, que frases como la caída de Jone son más fáciles que el tipo que ha disfrutado Jon.

Según Martínez de la Hidalga, por un lado, al ser el autor y el tema ambiguos en los predicados intransitables en otras lenguas, se hace una previsión a favor del autor, y cuando se trata de un tema no se cumple la previsión. “Esto, probablemente tendrá un coste”, afirma la investigadora. Por otro lado, en esas otras lenguas suele ser el tema el que se marca y suele ser más pesado morfológicamente. Ejemplo: "Mikel ha visto a Miren. En estos casos se marca el tema. Mikel siempre es Mikel, pero el tema se marca a través de ese a. El tema es morfológicamente más pesado que el autor. En euskera sucede lo contrario; marcamos al autor con k. Y eso, desde el punto de vista procesal, supone una sobrecarga".

La investigación forma parte de la tesis de Martínez de la Hidalga y pretende seguir profundizando en el tema.