Nerea Irigoyen Vergara Birologoa

“La virología es todavía demasiado masculina”

2020/05/07 Galarraga Aiestaran, Ana - Elhuyar Zientzia Iturria: Elhuyar aldizkaria

Ed. Nerea Irigoyen Vergara

Nerea Irigoyen Vergara, aunque tiene apellidos vascos, ha nacido en Zaragoza y lleva diez años en el Reino Unido, concretamente en la Universidad de Cambridge. Zika lidera un laboratorio dedicado a la investigación del virus, pero ahora, como muchos otros investigadores, está atento al virus SARS-Co-V-2, responsable del covid-19.

Habla de pasión por su trabajo y, a pesar de retroceder en el tiempo, confiesa que siempre le ha gustado la biología y los experimentos. “Mis padres nos animaban mucho a jugar y a experimentar. Por ejemplo, sembrábamos alubias y semillas en el algodón y dibujábamos cómo crecían y jugábamos a estudiar minerales o el cielo”.

Además, ha recordado que en la década de los 80 el VIH y el SIDA tenían una gran influencia, lo que ha llevado en parte a investigar los virus. “Me gustaría saber, de los que ahora son niños, cuántos terminan estudiando virología debido a la pandemia”.

A pesar de todo, empezó a estudiar farmacia y se mostró muy satisfecho, ya que es muy amplio: botánica, anatomía, bioquímica, fisiopatología, microbiología, biotecnología... Posteriormente se trasladó a Madrid, al Centro Español de Biotecnología, para realizar su tesis. Ahí entró de lleno en la investigación de los virus, primero en la estructura de los virus y después en la virología molecular.

Al finalizar la tesis se trasladó a Inglaterra, donde lleva casi 10 años: “Son muchos años y he empezado a pensar en volver o ir a otro lugar, porque además no sé qué va a pasar con Brexit”, dice Irigoyen.

Diversidad con premios

No ha negado, sin embargo, que ha encontrado muchos aspectos positivos como las facilidades para la financiación y el entorno: “Desde la Unión Europea, recibe mucho más que otros lugares para la investigación. Y la masa crítica, que también es evidente. En pocas zonas habrá tanta densidad de investigadores como en: En Oxford, Cambridge… Es como un macrotaller. A veces puede ser excesivo, porque todos los que te rodean son doctores o investigadores de alto nivel, y necesariamente hablan de su trabajo, incluso cuando están fuera del laboratorio”.

Con el Brexit, sin embargo, cree que la financiación bajará mucho y cree que también habrá cambios entre los investigadores, muchos de ellos extranjeros. En este sentido, ha reconocido que el ambiente sigue siendo muy jerarquizado y excesivamente masculino: “He sido la primera mujer en liderar un laboratorio y además soy de Europa del Helgo. Es un poco raro estar entre hombres blancos y de alto nivel, pero creo que es importante llegar para que los que vendrán tengan un modelo”.

Sin embargo, Irigoyen ha destacado que la situación va cambiando poco a poco. De hecho, crearon varios premios para fomentar la diversidad, el Athena SWAN (Scientific Women’s Academic Network), sabiendo que a las organizaciones les gusta competir y recibir premios. Los galardones de oro, plata y bronce se reparten en función de las medidas que adopten para reducir la discriminación de género, por ejemplo, un laboratorio de investigación médica no puede recibir subvención pública si no tiene al menos un premio de plata.

Después de tantos años en Gran Bretaña, tiene ganas de moverse hacia el sur, por ejemplo a España. “Sin embargo, el Instituto Pasteur de París también me atrae mucho porque está especializado en enfermedades tropicales”, ha afirmado.

A pesar de que ahora todos los esfuerzos se están enfocando a investigar el virus SARS-CoV-2, él desearía seguir con la suciedad: “El SARS-CoV 2 es muy importante, como no podía ser de otra manera, porque es el motor de la pandemia que estamos viviendo, pero desde el punto de vista científico es un coronavirus que ya he estudiado los coronaviruses. Me resulta mucho más excitante el virus de la suciedad, tanto por sus características propias como por su impacto social. En definitiva, afecta a la parte más vulnerable de la población: las mujeres, las que viven en lugares empobrecidos… En la epidemia brasileña de 2016, la principal causa de muerte de las mujeres fueron los abortos ilegales. Me gustaría hacer algo por ellos”.

 

Nerea Irigoyen Vergara

Nerea Irigoyen Vergara nació en Zaragoza en 1981. Licenciado en Farmacia por la Universidad de Navarra y doctor en Biología Molecular por la Universidad Autónoma de Madrid, especialidad de Virología. Realizó su tesis en el Centro Español de Biotecnología (CNB-CSIC) y su postgrado en la Universidad de Cambridge. Desde septiembre de 2018 dirige su equipo de investigación en el Departamento de Virología de Cambridge.