El arbolado urbano se encuentra en situación de vulnerabilidad ante la emergencia meteorológica

2022/09/19 Agirre Ruiz de Arkaute, Aitziber - Elhuyar Zientzia Iturria: Elhuyar aldizkaria

El parque de Doña Casilda de Bilbao es un ejemplo del servicio que prestan los árboles de las ciudades. Ed. Zaratamo/Wikipedia CC BY-SA 4.0

Un estudio publicado en la revista Climate Change ha demostrado que dos tercios de las especies arbóreas de las ciudades están amenazadas por estar ya fuera de los límites de su tolerancia climática. Han analizado 3.129 especies de árboles de las 164 ciudades del mundo, observando que el 56% se encuentra ya fuera de su margen seguro de precaución, y el 65% incluso fuera del margen seguro de cooperación al euro.

Esto puede poner en peligro una de las estrategias propuestas por los expertos en adaptación meteorológica, que se ha considerado necesaria para el bienestar de las personas que viven en las ciudades: aumentar los árboles y las zonas verdes en las ciudades, reducir la sensación de ruido y mejorar el bienestar humano.

Y es que los bosques urbanos tienen capacidad de refrigerar las ciudades. Además de dar sombra, el agua recogida del suelo es liberada de las hojas por evaporación y transpiración, proceso que absorbe el calor. Por ello, se prevé que en las condiciones climáticas actuales serán esenciales para el bienestar humano. A la vista de los resultados de la investigación, los investigadores han puesto en duda que los árboles de las ciudades podrían cumplir esta función, ya que la tasa de inmortalidad es cada vez mayor.

Recuerdan que el 55% de la población mundial vive en las ciudades y que en los próximos años la situación empeorará, sobre todo en latitudes bajas. Para 2050, han previsto que el 76% de los árboles urbanos se queden fuera de margen seguro y el 70% de las lluvias al margen. Así, los investigadores urgen vigilar la salud de los bosques de las ciudades.