Los niños del Paleolítico descubren que también trabajaban, analizando los dientes

2021/08/27 Galarraga Aiestaran, Ana - Elhuyar Zientzia Iturria: Elhuyar aldizkaria

Un diente encontrado en El Castillo. Ed. EvoAdapta (Universidad de Cantabria)

El estudio de los dientes proporciona información valiosa sobre los seres humanos del pasado. Por ejemplo, el estudio de la erosión causada por su uso como tercera mano ha permitido conocer mejor algunos de sus hábitos y prácticas. En la Universidad de Cantabria se han investigado una serie de dientes recientemente estudiados: los dientes de leche. Gracias a ello han descubierto que los niños del Paleolítico participaban en las tareas del grupo.

En concreto, ocho niños neandertales y sapiens de hace 100.000 a 60.000 años han estudiado el desgaste no masticador de los dientes de leche, es decir, el relacionado con la cultura. Son dientes localizados en los siguientes yacimientos de las cuevas del Cantábrico: Axlor (Dima), Santa Catalina (Lekeitio), El Castillo (Cantabria) y Las Caldas y Tito de Bustillo (Asturias), entre culturas musterianas y madalenias.

Los resultados han sido publicados en la revista Journal Of Human Evolution. Entre otras cosas, han demostrado que los niños tienen marcas en los dientes que se producen en ciertas actividades, como por ejemplo, las producidas por el agarre de un material (cuero, carne...) entre los dientes y una mano, y por el corte con la otra mano sobre el fuego. Además, han confirmado que eran derechas y que usaban fibras vegetales para limpiar los dientes.