El vehículo Yutu 2 profundiza en la historia geológica de la Luna

2020/09/08 Gallego Moya, Juanma - Kazetaria Iturria: Elhuyar aldizkaria

Ubicación del Chang'e 4 desde la sonda espacial LRO de la NASA. - Ed. ANDÉN

La cuenca de Aitken, situada en el polo sur de la Luna, es la cuenca de colisión más profunda del satélite, y es un lugar idóneo para investigar la geología local. La Administración Espacial Nacional de China (CNSA) envió con éxito a la nave espacial Chang’e 4 y al vehículo Yutu 2: En enero de 2019 llegaron al cráter Von Karman y siguen trabajando en él.

Los científicos dieron a conocer en mayo los primeros resultados obtenidos gracias al radar del vehículo Yutu 2, que ahora se han completado mediante una carta publicada en la revista Nature Astronomy.

En la investigación anterior se alcanzó una profundidad de hasta 40 metros, separando tres capas. Ahora han llegado a los 450 metros en la interpretación de los datos y han clasificado en tres grandes grupos lo captado a través del radar, retrocediendo en la historia geológica del satélite.

La capa más profunda, de unos 200 metros de longitud, alberga las huellas acumuladas desde la colisión que formó el cráter Leibniz cercano. Sobre ella se sitúa una capa de basalto, de unos 100 metros de altura, que probablemente fue un signo de una época dominada por el vulcanismo. Por último, en la capa más cercana a la superficie se encuentran tanto el regolito como los materiales generados en otros cráteres próximos, envueltos en 130 metros.

A pesar de que los investigadores no han profundizado en la interpretación, los nuevos datos pueden ser de gran importancia para aclarar lo que ocurrió en el Sistema Solar hace unos 4.000 millones de años, sobre todo para explicar el Gran Bombardeo Tardío o para profundizar en el bulcanismo lunar que todavía se entiende.